Centros

CENTROS DE
OCIO Y TURISMO

CONOCE LOS DIFERENTES TIPOS DE CENTROS QUE OPERAMOS

CENTROS DE OCIO Y TURISMO

CONOCE LOS DIFERENTES TIPOS DE CENTROS QUE OPERAMOS

Centros Deportivos

Parques de Ocio

Centros Comerciales

Centros Culturales

Centros Deportivos

Los centros deportivos son instalaciones donde, bien se celebran eventos deportivos, bien los visitantes acuden para practicar alguna actividad física. En ambos casos, la finalidad de la gestión de estos centros es ampliar el catálogo de actividades que se desarrollan en el centro para maximizar el uso de las instalaciones. Los métodos de gestión pueden ser: directa en los centros propios, indirecta o mixta en el caso de centros públicos, o de gestión compartida en los centros privados.

Dentro de esta tipología nos encontramos con circuitos de motor, estadios de fútbol, estaciones de esquí, clubes deportivos, gimnasios y polideportivos.

Parques de Ocio

Los parques de ocio son recintos con un conjunto de atracciones, espacios para el entretenimiento, educación, cultura, etc. organizados en torno a una línea argumental que les sirve de inspiración. Esta línea temática es un elemento de posicionamiento diferenciador, que consigue dar valor añadido al centro. Un parque temático y un parque de atracciones pueden tener las mismas atracciones y, sin embargo, tratarse de productos posicionados de forma muy diferente.

Esta categoría contiene los siguientes centros: parques temáticos, parque de atracciones, acuarios, parques acuáticos, parques de la naturaleza, parques de aventura.

Centros Comerciales

La actividad principal de estos establecimientos es el comercio. Sin embargo, cada día es más frecuente observar que realizan actividades propias de los centros de ocio, llegando a competir con los parques temáticos y de atracciones. Por ello los consideremos auténticos centros de ocio.

Los centros que podemos encontrar en esta categoría son: grandes superficies, hipermercados, tiendas especializadas, comercio urbano, salas multicines.

Centros Culturales

En estos espacios el visitante disfruta de espectáculos, conciertos, exposiciones, etc. En ellos normalmente también se desarrollan actividades complementarias de restauración y merchandising.

Entre los distintos tipos de centros culturales podemos encontrar: cines, teatros, espacios culturales, museos, centros históricos, etc.